Portugal -3- España -3- De Gea agranda la leyenda de Cristiano

Escrito por José Miguel Muñoz. Creado en Más Fútbol

Tagged: , , , , , , , , , ,

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn

Partido loco y trepidante el que disputaron Portugal y España en su estreno mundialista en esta Copa del Mundo Rusia 2018, con claro protagonismo de Diego Costa y Cristiano en lo positivo y del meta español De Gea en lo negativo, al fallar en el segundo gol y mostrarse excesivamente inquieto

Portugal: Rui Patricio, Cedric Soares, Pepe, José Fonte, Raphael Guerreiro, William Carvalho, Joao Moutinho, Bruno Fernandes ( min. 62 Joao Mario), Bernardo Silva ( min. 68 Ricardo Quaresma), Gonçalo Guedes ( min. 79 André Silva), Cristiano Ronaldo

España: David de Gea, Jordi Alba, Gerard Pique, Sergio Ramos, Nacho Fernández,  Koke, Sergio Busquets, Andrés Iniesta ( min. 68 Thiago Alcantara), Isco Alarcon, David Silva ( min.85 Lucas Vazquez), Diego Costa. ( min. 76 Iago Aspas). 

Goles: 1-0 min. 2 Cristiano Ronaldo (penalty) , 1-1 min. 23 Diego Costa, 2-1 min.42 Cristiano Ronaldo, 2-2  min. 51 Diego Costa, 2-3 min. 58 Nacho Fernández, 3-3 min. 87 Cristiano Ronaldo.

Árbitros: Gianiluca Rocchi (Italia).

Tarjetas: Busquets  y Bruno Fernández.

NUMBER 1 DE ESPAÑA: Diego Costa.

Noche de estreno de una Copa del Mundo que tardarán mucho en olvidar tres futbolistas, dos españoles, Diego Costa y De Gea, y uno portugués, Cristiano Ronaldo, grandes protagonistas de este primer partido para España y Portugal en el que hasta la fecha ha sido mejor partido de lo que llevamos de Mundial disputado.

Arrancaba mal el partido para España con un innecesario penalti de Nacho sobre su compañero de equipo Cristiano Ronaldo que terminaba en penalti y el peor arranque mundialista posible. La pena máxima la transformaba la estrella lusa adelantando a Portugal en el marcador con apenas dos minutos de juego disputados. Jarro de agua fría para la roja.

Cuando se cumplía el 23 llegaba la igualada en una jugada donde hay falta de Diego Costa a Pepe que el árbitro tras consultar el VAR entiende que no existe y dando validez al tanto del futbolista del Atlético de Madrid, que tras zafarse de Pepe, aguanta el balón dentro del área para soltar un chut seco que se cuelga en la meta portuguesa poniendo la  igualada en el marcador. Con el tanto llegaban los mejores momentos de la selección española ante una Portugal que sufría las embestidas del combinado español.

España estaba cerca del 2-1 pero paradójicamente fue Portugal la que se marchaba al descanso por delante en el marcador al realizar un disparo lejano desde la frontal del área sobre la meta de De Gea que ante la sorpresa de todos, por lo inofensivo del chut, se colaba en la meta española. Nuevo jarro de agua fría y España otra vez por detrás en el marcador.  Con este resultado terminaban los primeros 45 minutos.

Tras la reanudación volvía a tomar las riendas del choque el equipo de Fernando Hierro que no quedó tocado tras el palo del segundo gol por el error de De Gea, todo lo contrario, se sobrepuso con fútbol de toque y con la posesión del balón ante una ordenada defensa lusa. Pero el empuje tuvo premio al marcar nuevamente Diego Costa en una jugada de estrategia que servía para poner la igualada a dos en el marcador y la magia nuevamente en el equipo español. Esto ocurría a los 51 minutos de partido.

Y siete más tarde la que debía ser sentencia, con el 3-2, un golazo para enmarcar de Nacho de potente chut que se coló en la meta de Rui Patricio tras tocar en ambos postes antes de colarse en la meta portuguesa. España vibraba con el juego de los suyos y con el hecho de haber sido capaz de primero sobreponerse al error de De Gea y posteriormente remontar un partido que se puso cuesta arriba en dos momentos claves.

Quedaba media hora para la conclusión, España apretaba, Portugal sufría y más al ver como los minutos pasaban sin que pudieran igualar y viendo como el cronómetro cada vez estaba más cercano al pitido final. Pero entonces apareció nuevamente el de siempre, Cristiano Ronaldo, para disfrazarse de genio de la lámpara y responder a los deseos del país vecino, con un magistral lanzamiento de falta ante el que hace la estatua De Gea completando, uno su partido soñado, y el otro su peor noche en su estreno mundialista.

Esto ocurría a tres minutos del final, obra de una innecesaria falta de Piqué en el bordeo del área que trajo el peor de los finales posibles. Cristiano ganaba crédito para pedir más dinero al Real Madrid para seguir y no marcharse tras el Mundial de Rusia 2018 y De Geas quedaba marcado por un partido para olvidar con el que queda señalado, a todos recordando a San Iker Casillas, aquel Dios que volaba al que hace poco la gran mayoría ‘enterraban’ de la selección, y abriendo el debate de la portería, una portería donde lo peor de todo es que no hay competencia.

Debut con empate entre Portugal y España con mejor sabor para los lusos pese a su empate in extremis. España tropieza por los errores propios pese a brillar por momentos con su fútbol, y mientras que De Gea queda tocado, su imagen era todo un poema, Diego Costa calla bocas con su partido y esos dos goles en este inicio de Mundial, que no es poco… Y en cinco días Irán, que ganó uno a cero a Marruecos y por tanto, con la obligación de ganar o ganar.

Texto: JOSÉ MIGUEL MUÑOZ @tara11iker

Foto: JOSÉ EMILIO GÓMEZ @JoseEmilioGomez

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn