Las dos Ligas de la Real y las dos del Athletic

Escrito por José Miguel Muñoz. Creado en Más Fútbol, Nuestros números 1

Tagged: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn

Fue en la década de los 80, la Real Sociedad y el Athletic dominaron el fútbol español con equipos marca de la casa, sin extranjeros y con jugadores legendarios: Arconada, Zubizarreta, Zamora…

Real Sociedad y Athletic dominaron el fútbol español en la primera mitad de los 80. Entre ambos se repartieron cuatro Ligas, dos consecutivas para cada uno. Los donostiarras se alzaron con las de 1980/81 y 1981/82 y los vizcaínos, con las de 1982/83 y la 1983/84. Una temporada antes de ganar el primer campeonato, en la penúltima jornada, la Real Sociedad sufrió en el Pizjuán una derrota que le hizo perder el liderato y La Liga, a pesar del récord de mantenerse invicto hasta la jornada 32.

Sin embargo, la Real demostró una voluntad de hierro, se levantó y obtuvo la recompensa en la 1980/81. La pesadilla de Sevilla, sin embargo, estuvo cerca de repetirse en Gijón en la última jornada. El Real Madrid ganó su partido en Valladolid y la Real Sociedad caía 2-1 ante le Sporting. Juanito ya estaba festejando lo que parecía una nueva Liga blanca, pero Zamora, en el minuto 89, estableció el 2-2 y dio el
primer título de Liga a la Real Sociedad. Un gol agónico para la historia.

La Real tuvo el mérito de prolongar su hegemonía una temporada más. De nuevo en la última jornada y, en esta ocasión, venció 2-1 al Athletic –morbo incluido– en Atotxa. Zamora y López Ufarte adelantaron
a los de Ormaetxea y Manu Sarabia dio el susto a tres minutos del final. Esta vez tocó celebrarlo en Atotxa con la afición.

De Donosti a Bilbao. La campaña anterior de la primera de las dos Ligas, Javier Clemente, que empezaba su andadura en los banquillos con solo 31 años, cogió al primer equipo y logró una prometedora cuarta plaza que superó con creces. El de Barakaldo tiró de las jóvenes promesas que conocía del filial y los mezcló con los veteranos. De ahí salió un gran Athletic que llegó con opciones al título en la última jornada de la temporada 1982/83. No dependía de sí mismo, pero lo logró: goleó 1-5 a Las Palmas y el Real Madrid cayó 1-0 en Valencia.

El Athletic sacó la gabarra por primera vez y paseó el título por la ría, ante el júbilo de una afición entregada. Y al año siguiente, se superó: cantó el alirón ante la Real Sociedad en San Mamés en la última jornada (paradojas del destino) y logró la Copa ante el FC Barcelona de Maradona, con una lamentable batalla campal al final. Y, otra vez, la gabarra entre multitudes por la ría para celebrar el doblete.

El éxito de la Real y del Athletic se basó en el magnífico trabajo de captación y formación en Zubieta y Lezama, donde coincidieron en el tiempo una generación de futbolistas de altísimo nivel. En la Real Sociedad: Arconada, López Ufarte, Zamora, Perico Alonso, Satrústegui, Górriz, Kortabarría, Celayeta, Uralde… y en el Athletic: Goikoetxea, Manu Sarabia, Dani, Argote, Liceranzu, Zubizarreta, Urtubi, Urquiaga, De la Fuente… Por su parte, Arconada y Goikoetxea, mitos, ejercían como emblemáticos capitanes y poseían un aura que empujaba a los demás compañeros hacia los objetivos.

Y, por último, Alberto Ormaetxea y Javier Clemente, dos técnicos de la casa, perfectos conocedores de la idiosincrasia de ambas entidades. También coincidieron en el gusto por el fútbol directo y la intensidad. En conclusión, Athletic y Real Sociedad ensalzaron el excelente nivel del fútbol vasco en los 80 y lo rubricaron con un dominio de casi un lustro. Txapeldunak!

Por: El Fútbol de Ayer

Fotos: Real Sociedad y Athletic Bilbao

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn