FC Barcelona: Más que un club; Champions Legue más que fracaso

Escrito por José Miguel Muñoz. Creado en Más Fútbol, Number1 opina

Tagged: , , , , , , , , , , , ,

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn

Semana que tardará mucho en olvidar la familia azulgrana después de la decepción sufrida en terreno del Liverpool donde fue goleado 4-0 y lo peor de todo, fuera de la final de la Champions.

Sabía el FC Barcelona lo que tenía entre manos. Sabía de la importancia de volverse a meter en una final de la UEFA Champions League. Sabía de lo que significaba, y sobre todo teniendo en cuenta que se jugaba en suelo español, el Wanda Metropolitano. Sabía que este era su año como había recordado una y otra vez su gran estrella Leo Messi. Pero… falló.

Falló al no saber plantear Ernesto Valverde el partido después de jugar con el mismo equipo que pese a haber ganado 3-0 en el Non Camp había sido inferior al Liverpool, que dispuso de ocasiones claras y que se fue sin marcar de suelo culé por culpa de los palos y la mala fortuna. Pero la suerte no pasa todos los días por la puerta de tu cada y la misma, ya saben que va por barrios. Y eso es lo que ocurrió en terreno del Liverpool donde el equipo inglés, no sólo al FC Barcelona sino a todo el futbol de lo que es la Premier League y cómo se remonta una eliminatoria que estaba muy cuesta arriba.

Lo peor de todo es que nada ni nadie hiciera nada por cambiarlo. Porque sí, muy mal por Valverde que no planteó bien el partido y que viendo como se ponía el mismo, con el Liverpool marcando antes de los primeros diez minutos, tocaba buscar una reacción y más después del segundo gol inglés y de saber que un tanto del Barça obligaba al Liverpool a hacer tres más. Pero no, no hubo cambio desde el banquillo, donde Valverde firmaba su sentencia y sino al tiempo, esto le pasará factura seguro.

Pero tampoco hubo reacción en el terreno de juego, con futbolistas internacionales y acostumbrados a la máxima competición en la mayoría de los casos y ahí están los Messi, Busquets, Piqué, Ter Stegen, Luis Suárez, Vidal, Sergi Roberto… Nadie, ninguno de ellos fue capaz de tirar del carro, ninguno de ellos dio un grito en el campo tras el uno a cero, o tras el segundo o el tercer gol para decir: “Vamos señores, qué pasa con nosotros. Nos jugamos la vida y estamos jugando con nuestra afición”.

Eso se echó de menos en Anfield y más tras el cuarto gol, uno de los tantos más humillantes de la historia del fútbol e inusual en un equipo profesional y del potencial del Fútbol Club Barcelona. Un gol donde salvo el meta Ter Stegen y Piqué, que reaccionaron al ver como el Liverpool se apresuraba a botar el saque de esquina, nadie más se enteró de la película, de cómo ese gol le dejaba fuera cruelmente de la final de la Champions League.

El Barça se quedaba fuera de la gran final, del sueño que ya acariciaba con su mano después de vencer injustamente al Liverpool una semana antes gracias a la magia y calidad de Leo Messi. Fracasaba el FC Barcelona en suelo inglés donde tiraba por tierra la Temporada, ya que la Liga y la posible consecución de la Copa del Rey no valen de nada sino es de la mano de esta Champions que tiró el pasado martes.

La Liga de Campeones es otra historia, es la cream de la cream, el máximo nivel y si no estás a la altura, te quedas fuera como le ha ocurrido al Barça, de un lado por sus propios errores y de otro, por una insultante superioridad del Liverpool, tanto en la ida como en la vuelta, donde ganó 4-0 a pesar de no poder contar con su gran estrella, Salah.

La magia del fútbol y de la Champions siguió un día después, ayer, cuando el Tottenham superaba al Ajax, junto al Barça el otro favorito. Los holandeses habían ganado en la ida 0-1 y vencían en la vuelta 2-0 es decir, la eliminatoria resuelta pero se relajó y sufrió el mismo castigo que el equipo azulgrana apenas 24 horas antes, quedarse fuera de la final que todo el mundo esperaba: Ajax-FC Barcelona la final que serviría para homenajear el fútbol, de toque y calidad del Maestro Johan Cruyff.

Peor pese al buen fútbol de los holandeses en esta Champions, donde incluso dieron la sorpresa de golear al Real Madrid, vigente campeón y eliminarlo, no pudo culminar su gran trayectoria en esta Liga de Campeones en su propio feudo , quedando una final de claro sabor inglés: Tottenham-Liverpool, dos dignos finalistas con los que sin duda ha triunfado el buen fútbol.

Texto: JOSÉ MIGUEL MUÑOZ @tara11iker

Foto: Marca y El País Brasil

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn