La afición mostró su malestar a la plantilla, cuerpo técnico y Consejo durante el entrenamiento

Escrito por José Miguel Muñoz. Creado en Real Betis

Tagged: , , , , , , , ,

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn

La afición está dolida y mucho, ya que la herida del derbi permanece muy abierta y aún duele demasiado, tanto que durante el entrenamiento y tras el mismo mostró a la plantilla su enfado.

Han pasado ya dos días de la goleada en el partido de máxima rivalidad pero la herida sigue escociendo y mucho. El derbi ha dejado muy tocada a una afición que hasta el choque del pasado domingo vivía en una nube con el gran arranque de temporada de los suyos, pero el varapalo recibido con la humillante e histórica derrota duele demasiado en una afición que sabe de la importancia de este tipo de choques.

Y el enfado lo ha exteriorizado mostrando con protestas y algún que otro insulto (ahí se pierde la razón) a los jugadores, cuerpo técnico y Consejo de Adminsitración su enfado; tanto que incluso tuvo que ser requerida la presencia policial para evitar cualquier tipo de altercado. El futbolista que fue el centro de la mayor parte de las críticas fue el portugués Nelson, uno de los tristes protagonistas del derbi.

El defensa tuvo que ver como cada vez que tocaba el balón le silbaban o recriminaban la falta de intensidad mostrada en algún momento del choque y que incluso provocó algún gol sevillista.

La plantilla ha encajado bastante bien los reproches, consciente de que su afición tiene motivos sobrados para estar enfadada después de la pésima imagen mostrada en Nervión ya que una cosa es jugar mal o perder, y otra hacerlo como lo hizo ante el Sevilla FC.

Pero los incidentes y reproches no quedaron sólo durante la sesión de entrenamiento, sino que la afición recriminó y pidió explicaciones a los suyos a la salida del mismo cuando se marchaban con sus vehículos. Por ese trago tuvieron que pasar la gran parte de la plantilla así como Pepe Mel y el propio presidente Miguel Guillén que junto a Vlada Stosic se había acercado al entrenamiento para dar ánimos a la plantilla.

Gesto una vez más de Pepe Mel o gente como Rubén Castro, que no dudaron en bajar de sus coches y dialogar con los aficionados que agradecieron el detalle al aguantar estoícamente, y eso sí, ahí con bastante respeto por parte de la afición verdiblanca, las quejas por la pésima imagen mostrada en el derbi.

Twitter: @tara11ara

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn