José Gordillo

Reuniendo las claves

Escrito por José Gordillo. Creado en Real Betis

Tagged: , , , , ,

29 varela y dani ceballos jeg

El Betis empleó un sistema más propicio para Dani Ceballos y este aumentó su nivel sobre el césped. El resto del equipo también se benefició de ese equilibrio que los verdiblancos van encontrando poco a poco.

El centro del campo del Real Betis ya empieza a funcionar, o al menos es lo que pareció en la victoria a domicilio contra el Levante por 0-1. La escuadra bética venía de sembrar muchas dudas en los partidos anteriores, especialmente en la zona de la medular, por lo que en el Estadio Ciudad de Valencia las miras estarían centradas sobre todo en esa línea, algo mermada tras la lesión sufrida por Digard ante el Atlético de Madrid.

Ante los valencianos, Pepe Mel dispuso un 4-3-3 con dos pivotes defensivos (Petros y N’Diaye) y uno creativo (Dani Ceballos). El equipo notó la mejoría en cuanto a solidez y, sobre todo, en la elaboración del juego. Es verdad que el Levante pisó el área de Adán con cierta facilidad, pero, esta vez con el factor suerte de cara y mayor concentración defensiva, los hispalenses supieron generar jugadas que venían de ejecutar un buen ataque.

Dani Ceballos tuvo las espaldas bien cubiertas y, al estar más liberado de tareas defensivas, se erigió como el director de orquesta que los verdiblancos necesitan. El utrerano estuvo muy participativo, se ofreció, subió la pelota, surtió de pases a los extremos para romper las líneas granotas y fue ese futbolista desequilibrante que la afición exige. Los once remates béticos sobre la portería levantinista reflejan lo que debe ser este Betis.

Además, la importancia de Ceballos radica también en cómo él solo es capaz de hacer mejores a sus compañeros. Un claro ejemplo es Joaquín. El portuense, que siempre pone todo de sí sobre el campo, estuvo más suelto a la hora de atacar y encarar a su par. Volvió a ser ese puñal por su banda, siendo la mayor amenaza verdiblanca e incluso asistiendo a Rubén Castro para que este hiciera el gol que a la postre resultaría decisivo.

Otro al que se echaba de menos en el Betis era N’Diaye, que volvió a aportar esa contundencia tan necesaria en tres cuartos, aunque tiene que ir puliendo su anarquía en el juego. Y es que cuando existe confianza todos aumentan su nivel. Jugadores mirados con lupa como Varela y Van der Vaart incrementaron sus prestaciones respecto a citas anteriores, en el caso del canterano aportando mucho como carrilero a una tímida banda izquierda.

En el fútbol existen muchos factores que cambian dinámicas, como el estado de forma o la motivación, pero un sistema de juego acertado es capaz de dar un vuelco a todo y transformar la imagen de un equipo. Ante el Levante, Pepe Mel acertó con una táctica muy bien calculada y sus jugadores respondieron con efectividad. El único pero sigue siendo cierta inseguridad atrás, pero el Betis ya va encontrando las claves para su futuro en liga.

Twitter: JOSÉ GORDILLO @GordilloJF

Foto: JOSE EMILIO GÓMEZ @JoseEmilioGomez