El primer escalón

Escrito por Chema Salas. Creado en Number1 opina, Sevilla FC

Tagged: , ,

En la primavera de este año, en una rueda de prensa muy esperada, José María Del Nido señaló la nueva senda a seguir por el club: Al no conseguir, de manera repetida, clasificaciones Champions, el proyecto debía ser mas austero y el objetivo, por tanto, menor. El sevillísmo debía concienciarse del paso atrás dado para tomar impulso.


Y en esas nos vemos meses después…
Si el Sevilla hubiera jugado con once todo el partido de ayer, y no con diez y después con nueve, probablemente, también hubiera caído derrotado (a lo mejor no goleado) y a nadie le habría sorprendido. Aunque el fútbol, como juego que es, siempre te deja un resquicio para creer que tu equipo podrá con rivales superiores, lo que pasó ayer en el Calderón era lo presumible y más con un Sevilla mermado por las bajas.

A día de hoy, el Atlético de Madrid es superior al Sevilla y no sólo por que Simeone haya conseguido que sus jugadores muerdan en cada jugada o por los títulos que recientemente han conseguido o por la racha magnifica de los colchoneros. No. Es que Atlético, Málaga e incluso Valencia son superiores en lo que manda hoy en el fútbol: El dinero. Invertido, prestado o debido, pero dinero a fin de cuentas… Consecuencias: Fichajes de relumbrón a golpe de talonario, atrayéndolos con jugosas fichas que, ni por asomo puede pagar el Sevilla actual y consiguiendo así, una repercusión mediática que garantiza nuevos ingresos. Como muestra, sólo hay que dar un repaso a los hombres-gol de cada equipo en la actualidad.

De ese trío nombrado, sólo el Málaga puede ser el “nuevo rico” (todos sabemos por quien) en ese segundo escalón de esta podrida liga, porque Atlético y Valencia, históricamente, han estado por encima del Sevilla.

Y en su “hábitat natural” se encuentra el Sevilla hoy, luchando por el lugar que siempre le ha correspondido: Quinto, sexto o séptimo y gracias. Gracias porque el trastazo que supone, para un equipo sin ayudas económicas “externas”, no continuar entrando en Champions, es sangrante. Y el Sevilla, a diferencia de otros, ha sabido reconducir la nave.


Cierto es que el equipo está siendo tremendamente irregular. Cierto es que Michel debe dar con la tecla fuera de casa. Cierto es que el espíritu a domicilio debe ser otro, si. No los estoy excusando… Pero valoremos también el cambio radical con respecto a otras temporadas en el Sánchez-Pizjuán, donde ha sido superior, hasta hoy, a todos sus rivales. Es obvio que no te puedes acomodar a esa situación porque también se pinchará en casa y como digo, el míster debe concienciar a los suyos para mejorar la imagen que, salvo excepciones, se esta dando como visitante.

Es lo que toca, es lo que hay: Muchos superan al Sevilla en presupuesto y se perderán partidos contra ellos y contra otros, no nos llevemos a engaño. Y más esta temporada cuando, repito, desde el club están pregonando a los cuatro vientos que el objetivo se recalcula en base al presupuesto reducido.

Los 65 o 70 puntos, por desgracia, pasaron a mejor vida. Con 57 o poco más se llega al objetivo. Y siempre con la ilusión puesta en la Copa del Rey, único título al alcance y atajo para llegar a competición europea.

La Europa League es la meta y esperemos que sea el primer escalón (de uno en uno, por favor) de una nueva etapa.

Twitter: @ChemaSalas76