David Ruiz

Sevilla FC 0 – 0 Sporting de Gijón – No levanta cabeza

Escrito por David Ruiz. Creado en Sevilla FC

Tagged: , , , , ,

El Sevilla FC volvió a dejar escapar dos puntos en el Ramón Sánchez Pizjuán. La crisis de resultados y juegos se alarga jornada tras jornada y hoy, ante un Sporting que apenas inquietó ofensivamente, no fue capaz de hincarle el diente. Le costará defender la cuarta plaza.

SEVILLA FC: Sergio Rico; Mariano, Pareja, Lenglet, Sarabia; Kranevitter (Iborra min. 58), N’Zonzi; Correa (Vietto min. 80), Nasri, Vitolo; Ben Yedder (Jovetic min 58)

SPORTING:  Cuéllar; Lillo, Babin, Amorebieta (Juan Rodríguez min. 66), Canella; Xavi Torres; Carmona, Sergio, Vesga, Burgui (Isma López min. 79) y Castro (Traoré min. 70)

GOLES: No hubo

ÁRBITRO: Vicandi Garrido. Amonestó con amarilla a Vesga min 30,  Lillo min 57, Nico Pareja min. 58, Amorebieta min 60, Nasri min. 75, Mariano min 83)

INCIDENCIAS: Ramón Sánchez Pizjuán ante 31.000 espectadores

NUMBER 1 DEL SEVILLA FC: Correa

El Sevilla no levanta cabeza. Ni el parón por selecciones ni el necesario descanso de algunos jugadores que debían recuperar su nivel se ha notado en la mañana de hoy. Tan solo en los 20 minutos finales del encuentro dejó atisbos de ese equipo que luchaba e intentaba marcar hasta el final, los 80 restantes continuó siendo una sombra de sí mismo. De nuevo dos puntos en el camino.

Pocos titulares dejó una primera parte sevillista (otra mas) insulsa y anodina. Controlando el balón con un ritmo lento y previsible que apenas era capaz de sorprender al Sporting. Los de Rubi se dedicaron a mantener el orden defensivo tapando espacios exteriores e interiores que los jugadores sevillistas no conseguían abrir. Nasri protagonizó el primer disparo a puerta en el 10, pero sin apenas generar peligro.

Los asturianos se desplegaban bien al contragolpe, conscientes de que su oportunidad se encontraba tras la pérdida sevillista, pero el ritmo era tan bajo que ni las transiciones tenían ese veneno que demandan. Carmona y Burgui lo intentaron con disparos lejanos, pero ambos se marcharon alto ante la mirada de Sergio Rico. No sufrió el meta sevillista, pero tampoco lo hizo Cuéllar.

Tan solo Correa en el 20 y Ben Yedder en el 39 probaron con disparos al meta guaje, que tuvo una mañana plácida bajo la portería de gol norte. El Sevilla no tenía mordiente y se contagiaba de un ambiente del Sánchez Pizjuán cada vez mas frío y desolador. Sí hubo tiempo para la polémica. Vicandi señalaba un penalti en el 30 favorable al Sporting que, inmediatamente, iba a anular.

La jugada dejó dudas en el colegiado que, primero, dudó; luego señaló penalti y, posteriormente, se retractó de su decisión a instancias de su asistente, que sí vio el fuera de juego previo. Se llegaría al descanso sin apenas fútbol y ocasiones en una primera parte para olvidar. La enésima de un Sevilla que seguía sin contagiar a la afición. Y ésta lo necesita.

No iba a salir el Sevilla con cambios de jugadores tras el descanso, pero si con un cambio aparente de actitud. Al contragolpe, Vitolo iba a protagonizar la más clara del encuentro, pero su disparo raso y bajo lo despejaría Cuéllar con una parada magistral. Se animaría el equipo de Sampaoli arriesgando más con balón, lo que también iba a propiciar algún que otro susto del Sporting.

Sampaoli decidió ir a por todas y dio entrada a Jovetic e Iborra. Su juego fue más directo y contragolpeador y mejoró. Con un Sevilla volcado, de nuevo tuvo lugar otra jugada polémica, ésta vez favorable a los locales por manos de Amorebieta en el área que Vicandi no iba a señalar. Pero el equipo tenía otra cara. ya sí conseguía rematar, sin acierto, en sus continúas llegadas. Fueron esos últimos 20 minutos positivos.

Unos 20 minutos donde el Sevilla iba a merecer la victoria. Victoria que conseguía en otro tramo de temporada, pero que parece resistir en el actual. Los de Rubi intentaban arañar segundos en cada jugada cortando el ritmo de un Sevilla que buscaba el gol por los costados, pero no iba a encontrar el acierto. Entró Vietto ya por el final, pero tampoco consiguió agitar el juego y el marcador.

La inercia del Sevilla es preocupante. Necesita un punto de inflexión que le permita crecer, pues la línea que dibuja el conjunto de Sampaoli no es nada positiva. No desprende buen juego, tampoco consigue buenos resultados y además, ha perdido una tercera plaza que tanto trabajo le costó conseguir. Una crisis que deberán estudiar dentro del club y dejar atrás cuanto antes o la temporada peligrará.

Twitter: DAVID RUIZ (@DavidRM19)

Foto: QUICO PÉREZ VENTANA @PEREZVENTANA