David Ruiz

Sevilla FC 2 – 0 Girona – Un Sevilla que siempre responde

Escrito por David Ruiz. Creado en Sevilla FC

Tagged: , , , , ,

El Sevilla FC logró una importante victoria superando a buen Girona y se coloca segundo en la clasificación. Banega de penalti y Sarabia tras una buena jugada colectiva hicieron los tantos nervionenses. La lesión de Kjaer, la peor noticia de una nueva mañana de victoria.

SEVILLA FC: Vaclik; Navas, Carriço, Kjaer (Mercado min 78), Sergi Gómez, Escudero (Promes min. 88); Sarabia, Banega, Roque Mesa; Ben Yedder (Arana min. 89), André Silva

GIRONA: Iraizoz; Pedro Porro, Ramalho, Bernardo, Juanpe; Pere Pons, Valery Fernández (Doumbia min 70), Douglas Luiz (Aleix min. 61) ; Portu, Stuani, Borja García. Granell sustituyó al recién entrado Doumbia en el min 80 por lesión.

GOLES: 1-0 Banega min. 54, 2-0 Sarabia min 65

ARBITRAJE: Cuadra Fernández (comité balear). Mostró cartulina amarilla a Valery min. 32, Banega min, 85, Sarabia min. 88

INCIDENCIAS: Estadio Ramón Sánchez Pizjuán ante 33.542 espectadores

NUMBER 1 DEL SEVILLA FC: André Silva

El Sevilla se encontró con un buen Girona que le incomodó mucho su planteamiento inicial. Los de Eusebio se dispusieron de forma muy correcta sobre el verde, lo que les permitió no solo tener el control del balón, sino de los espacios. Banega, Roque Mesa y Sarabia siempre tenían la marca de un rival que le impedía a los blanquirrojos serenarse con posesiones largas.

Poco a poco la intensidad del conjunto catalán fue disminuyendo y aparecieron mayores errores en la salida que permitió al Sevilla recuperar y correr como le gusta. La más clara la tendría Sarabia tras un pase medido a la espalda de la defensa de André Silva. Iraizoz desviaba a córner el gol cantado desde la grada de Nervón. Sería clave el meta vasco en el transcurso del primer periodo.

Los de Machín acabarían mucho mejor la primera mitad de lo que la empezaron e incluso se merecieron ir por delante en el marcador. Roque Mesa, que de interior está consiguiendo su mejor nivel, se encontró de nuevo con Iraizoz en un mano a mano que él mismo se gestó. Las sensaciones eran positivas, aunque el Girona estaba mostrando mucha facilidad para desplegarse en ataque.

El guión de la segunda mitad no varió y fruto de ese empuje sevillista llegaría el tanto ansiado. Lo haría Banega de penalti tras ser derribado André Silva en el área. El luso, que fue fundamental durante todo el encuentro por su buen juego de espaldas e interpretación de las transiciones, recortó a la perfección a Bernardo en el área provocando la pena máxima.

Con el marcador a favor el Sevilla comenzó a gustarse, a sentir que su apuesta salía. El mayor ejemplo fue la gestación del segundo tanto, que llegaría cinco minutos después. Jugada combinativa a uno, dos toques desde campo propio que contaba con los jugones sevillistas en su máximo esplendor, y eso es siempre sinónimo de espectáculo. Sarabia finalizaba de primeras con un toque de mucho nivel.

La peor noticia de un encuentro que el equipo de Machín logró tener totalmente cerrado fue la enésima lesión de Kjaer, que no pudo terminar el partido por una nueva lesión muscular. El Girona intentaría meterse en el choque hasta el último momento, pero se encontró con un Sevilla muy sólido defensivamente, como viene siendo habitual cuando se pone por delante en el marcador.

La victoria deja al Sevilla segundo y con la firme sensación de que es un equipo con mayúsculas. Se adapta a cualquier escenario porque tiene respuestas para todo contexto. Hoy de nuevo volvió a brillar con una excelente segunda mitad donde transitó como a Machín le gusta y donde defendió con una solidez ya intrínseca en el equipo. El Sevilla aspira a todo.

Twitter: DAVID RUIZ @david_ruizm

Foto: Quico Pérez-Ventana (@perezventana)