David Ruiz

Sevilla FC 3 – 2 Real Betis – Un gran derbi que se tiñe de blanquirrojo

Escrito por David Ruiz. Creado en Real Betis, Sevilla FC

Tagged: , , , , , ,

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn

El Sevilla se llevó un gran derbi sevillano. Munir, Sarabia y Franco Vázquez dieron la victoria a un equipo que sufrió ante un gran Betis, que buscó no solo el empate, sino la victoria en todo momento. Lo Celso y Tello fueron los protagonistas de los goles de un Betis que se aleja de Europa. Por su parte, el Sevilla ya toca plaza de Champions.

SEVILLA FC: Vaclik, Jesús Navas, Mercado, Carriço, Escudero, Banega (Rog min. 74), Roque Mesa, Franco Vázquez (Aleix Vidal min. 68), Sarabia, Munir (Promes min. 67), Ben Yedder

REAL BETIS: Pau López, Emerson (Joaquín min. 67), Mandi, Feddal, Sidnei (Tello min. 76), Junior, Carvalho, Guardado, Lo Celso, Canales y Jesé (Loren min. 74)

GOLES: 1-0 Munir min. 26 1-1 Lo Celso min. 56, 2-1 min. 59 Sarabia, 3-1 Franco Vázquez, 3-2 min. 63, Tello min. 82

ÁRBITRO:  Hernández Hernández (colegio canario). Amonestó con amarilla a Jesé min. 40, Escudero min. 65, Banega min. 69, Jesús Navas min. 70, Carriço min. 80, Mandi min. 84, Mercado min. 85, Tello min. 90, Rog min. 93

INCIDENCIAS: Ramón Sánchez Pizjuán ante 42855 espectadores

NUMBER 1 DEL SEVILLA: Sarabia

NUMBER 1 DEL BETIS: Lo Celso

El derbi prometía en lo táctico y ambos equipos iban a cumplir en esa faceta. Setién dominó el inicio con una presión alta que asfixiaba al Sevilla. Se veían incómodos los de Caparrós, que sin Gonalons en el centro del campo pierden equilibrio y fluidez en la salida de balón. Canales, Lo Celso y Guardado recibían con facilidad a la espalda de los mediocentros locales.

La primera del partido la iba a tener Jesé, que se aprovechó de un error en la salida de Vaclik para disponer de una ocasión con el checo fuera de la portería, pero decidió mal. Su tiro no tuvo mayor peligro, mientras Canales se lamentaba en la otra banda al ver que su compañero no lo veía. Se libraba el Sevilla del gol en primera instancia, pero habría una segunda con los mismos protagonistas.

Esta vez Vaclik sí estuvo mucho más acertado. Jesé, que estaba recibiendo con facilidad a la espalda de los centrales sevillistas, recibía un pase que lo dejaba mano a mano con el meta sevillista, pero la echó al muñeco. Era la segunda ocasión que erraba el Betis y perdonar en el Ramón Sánchez Pizjuán tiene castigo. Un duro castigo si, además, el protagonista es Pablo Sarabia.

El madrileño apenas había aparecido y estaba incómodo como el resto de compañeros de ataque, pero solo tuvo que recibir en el pico del área para sacarse un pase magistral que Munir, en el área pequeña, iba a enviar a gol con un cabezazo inapelable para Pau. Estallaba Nervión, que respondía cuando más lo necesitaba y helaba a una grada bética que se resignaba ante la injusticia.

Con el gol, el partido cambió. El Sevilla ganó en comodidad y la traspasó a un Betis que ya no estuvo tan fino con balón hasta el término de la primera mitad. Roque y Banega dieron un paso adelante, como los centrales e impidieron que el Betis se girara. Ben Yedder tendría la oportunidad de hacer el segundo en un mano a mano que atajaría de forma salvadora Pau.

Como salvadora fue la doble intervención de Vaclik recién inaugurada la segunda mitad. La tendría Lo Celso tras un error sevillista, pero su disparo, escorado, lo atajaba el checo y, minutos después, Jesé. El canario desaprovechaba un mano a mano más con poca capacidad definitoria. El Betis estaba encontrando las oportunidades y la iba a terminar materializando.

Sería Lo Celso, que estaba apareciendo mucho para favor de su equipo, quien se sacaba un excelente disparo desde la frontal al que nada pudo hacer Vaclik esta vez. Entró bien el equipo de Setién a la segunda mitad, tanto como en la primera, pero ésta vez encontró el gol que ponía las tablas en el marcador. Pero aún quedaba mucho derbi que cortar…

Porque tan solo tres minutos necesitó el Sevilla para volver a ponerse por delante en el marcador.  Sarabia, atacando sabiamente el lado débil ante centro lateral de Munir, hacía el segundo sevillista desatando la locura en el Ramón Sánchez Pizjuán. Era una locura generalizada, pues también el caos táctico era general. Ambos equipos se dañaban por todos los costados y se preveían más goles.

Así sería. Cualquiera podría haber golpeado, pero lo haría de nuevo el Sevilla. Un Sevilla que estaba encontrando mucho pasillo tras robo, encontraba al jugador que más calidad puede tener para dar pausa cuando se pide vértigo, Franco Vázquez. El argentino marcaría un excelente golazo desde la frontal, dejando helada la grada bética. Y ya se imaginan cómo la nervionense…

Ambos entrenadores movieron el banquillo: Setién dio entrada a Joaquín para buscar la épica, Caparrós buscó reforzarse por los extremos con Vidal y Promes. Pero el partido no cambiaba. Seguían los golpes sin cuartel, la intensidad y los espacios. El Betis no desistía en su intento e incluso tuvo que volver a aparecer Vaclik para salvar a los sevillistas. Era un partido sin cuartel.

Llegaron lo que todo derbi acaba teniendo, las broncas. Subió la temperatura sobre el verde y sobre la grada y Hernández Hernández comenzó a sacar las cartulinas. Quedaban 20 minutos a cara de perro y ambos entrenadores echaron el resto. Tello y Loren por parte bética; Rog por un lesionado Banega por la parte sevillista. El partido seguía más vivo que nunca.

Y si faltaba picante, el Betis se lo iba a dar. Un Betis que estaba teniendo personalidad para arriesgar encontraría el gol que le metía en el partido. Gol no, golazo. Tello se volvía a exhibir con un excelente golpeo de falta que enfriaba al Sánchez Pizjuán y daba esperanza a la grada bética. Y lo cierto es que el Betis apretó hasta el final, pero el muro de Caparrós acabaría aguantando estoicamente.

Una victoria muy vivida y sufrida por el Sevilla, que achicó agua y sacó los tres puntos ante un buen Betis, que enorgulleció a su afición con un muy buen encuentro. Un buen derbi, en definitiva. Cayó de lado blanquirrojo, algo que no ocurría desde hace dos años, pero pudo acabar con cualquier resultado. Sevilla se adentra en su semana más grande forma esplendorosa. Esto es Sevilla.

Twitter: DAVID RUIZ @DavidRM19

Fotos: QUICO PÉREZ-VENTANA @perezventana

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn