Jorge Molina se ‘disfraza’ de Rubén Castro

Escrito por José Miguel Muñoz. Creado en Real Betis

Tagged: , , , , , , ,

Betis alegría Foto José Emilio Gómez

Jorge Molina es otro; desde la llegada de Pepe Mel al banquillo verdiblanco, el de Alcoy se ha convertido en el mejor atacante de un Real Betis que  logró una apretada pero justa victoria.

REAL BETIS: Adán, Molinero, Héctor Rodas, Jordi Figueras, Varela, N’Diaye, Lolo Reyes, Dani Ceballos, Portillo (Rennella, minuto 71), Jorge Molina (Álvaro Vadillo, minuto 90) y Rubén Castro (Fabián, minuto 83).

GIRONA: Isaac Becerra, Lejeune, Richy, Ramalho, Cifuentes, Aday, Cristian Gómez (Coris, minuto 61), Pere Pons (Christian Alfonso, minuto 80), Granell, Felipe Sanchón (Mata, minuto 46) y Sandaza.

ÁRBITRO: Piñeiro Crespo, asturiano. Amarillas para Lejeune, Pere Pons, Héctor Rodas, Molinero, Jorge Molina, N’Diaye, Rennella y Lolo Reyes.

GOLES: 1-0, minuto 60: Jorge Molina. 2-0, minuto 86: Dani Ceballos. 2-1, minuto 89: Granell.

NUMBER 1 DEL REAL BETIS: Jorge Molina.

El delantero de Alcoy Jorge Molina es el de la anterior etapa de Pepe Mel en el banquillo, quién nos lo iba a decir, después de que lo tuviera Velázquez relegado al ostracismo y sin visos de que su regreso pudiera ser una posibilidad real. El espigado delantero fue sin duda el gran artífice del triunfo del real Betis ante un Girona bien plantado pero que apenas inquietó la meta de Adán.

Al Betis sólo le valía ganar o ganar, no había otra, después de que el equipo se hubiera descolgado un poco tras alcanzar esa privilegiada segunda plaza con Pepe Mel, algo que ni los más viejos del lugar recordaban, y menos aún tras el mal inicio de temporada. Y ante el Girona ganó, que al fin y al cabo era lo que importaba.

Sin la brillantez exigida por muchos, sin ese fútbol vistoso, sin esa superioridad aplastante que se le presupone a un conjunto con el potencial de un Betis que es considerado uno de los grandes de la categoría y uno de los equipos obligados a retornar en el menor tiempo posible a la máxima categoría de nuestro fútbol.

Con Rubén Castro fuera de juego, o como quieran llamarle debido a los problemas personales que le acechan y en plena semana de carnaval, Jorge Molina se ‘disfrazo’ del canario para acudir al rescate de un Betis necesitado de goles pero especialmente de líderes que sepan tirar del carro y más aún cuando la ocasión como en este caso lo requería.

Importante victoria ante un equipo que apenas puso en peligro a los verdiblancos salvo al final del choque con un gol que sin peligrar la victoria sí hizo cuanto menos mantener el suspense hasta el pitido final para una afición bética acostumbrada a sufrir.

Twitter: JOSÉ MIGUEL MUÑOZ @tara11ara

Fotos: JOSÉ EMILIO GÓMEZ @JoseEmilioGomez

Jorge Molina Foto:JEG