Real Betis -0- Málaga -1- Un paso más, un paso menos

Escrito por José Miguel Muñoz. Creado en Más Fútbol, Real Betis

Tagged: , , , , , , ,

Adan gol Real Betis-Málaga JEG

El Málaga se lleva los tres puntos del Villamarín gracias a un tanto a balón parado cabeceado por Camacho que determina aparentemente la salvación para los de Javi Gracia. El Betis no fue capaz de adelantarse en el marcador en un partido en el que fue dominante en ciertas fases del encuentro.

Por: GUILLE CASQUERO (Enviado especial a Sevilla)

Real Betis: Adán; Montoya (Fabián, m.86), Westermann, Pezzella, Vargas; Kadir (Joaquín, m.71), Dani Ceballos, N’Diaye, Musonda; Damiao (Jorge Molina, m.64) y Rubén Castro.
Málaga CF: Ochoa; Rosales, Albentosa, Weligton, Miguel Torres; Juanpi (Atsu, m.91), Camacho, Recio, Chory Castro (Juan Carlos, m.66); Cop (Pablo, m.74) y Charles.
Goles: 0-1, M.82: Camacho.
Árbitro: Carlos Clos Gómez. Amonestó a Pezzella (17), Montoya (52) y Jorge Molina (92) por parte del Betis, y a los visitantes Albentosa (27) y Chory Castro (45).
Incidencias: Partido correspondiente a la trigésima jornada de liga. En el estadio Benito Villamarín ante 31.371 espectadores
Number 1 Real Betis: Musonda
Number 1 Málaga CF: Recio

El Villamarín se llenaba de colores verdiblancos. Un ambiente especial se respiraba en Heliópolis. La vuelta de Juankar al Villamarín, el reencuentro de Joaquín con sus antiguos compañero eran los precedentes de un partido donde ambos equipos, distanciados de la zona de descenso, querían dar un paso más hacia la permanencia. Así fue, Camacho dio al Málaga 3 puntos importantísimos de cara a lo que resta de campeonato y dejó tocado a un Betis que no mereció perder en su estadio con una afición sobresaliente.

El partido comenzaba como un prólogo de lo que iba a ser en sí mismo, un duelo de ocasiones de ambos equipos. El Málaga arrancó los primeros minutos del encuentro de forma ofensiva y con una gran presión, lo que le llevó a ser participes de las dos primeras jugadas de gol del partido, ocasiones que desbarató un gran Adán, que salvó al Betis de empezar a remar a contracorriente desde los primeros compases.

La réplica del Betis no tardó en llegar, y el equipo hispalense por medio de un vertical y desequilibrante Musonda, tuvo varias ocasiones que levantaron los aplausos en la grada del Villamarín. Betis y Málaga apostaron por extender el campo y así atacar por bandas, las continuas luchas Montoya-Chory y Musonda-Rosales, fueron un claro ejemplo de esta táctica, y de las continuas intentonas de ambos equipos.

Tanto los de Merino como los de Gracia intentaban calmar un partido con mucho ritmo manteniendo la posesión del balón. Llegando al ecuador de la primera parte el Betis gozó de varias ocasiones para adelantarse en el marcador, tanto Kadir como Ruben Castro no realizaron sus opciones.

Los Malaguistas fallaban continuamente en la creación del juego ofensivo, mérito que ha de reconocerse al Betis, que estuvo sobresaliente al contrarrestar el juego del rival.

Los béticos ganaban en intensidad en juego y en ocasiones. Los pupilos de Javi Gracia no vencían a los verdiblancos en ningún duelo individual, esto unido al apoyo feroz de los béticos ahogó a un Málaga impreciso que se fue a vestuarios con la sensación de descontrol del encuentro. Los de Merino pudieron anotar antes del descanso con varias contras que no llegaron a efectuar.

La segunda parte empezó al igual que la primera con varias ocasiones de los blanquiazules. Parecía que el Málaga iba a llevar la batuta del partido e iba a ser el claro dominador del partido, pero los de Merino dieron la vuelta a la situación y se apoderaron del balón. Así llegaron las ocasiones para los locales. Rubén Castro se topó por dos veces consecutivas con Ochoa lo que impidió al ariete adelantar a su equipo en el marcador.

El partido iba transcurriendo y con ello las ocasiones. Ambos equipos no ejecutaban del todo bien sus ideas ofensivas y tanto los béticos como malaguistas intentaban sin éxito llegar al área rival. La hinchada bética hizo su papel y tras su arreón desde la grada, el Betis dio un respiro y gozó de unos valiosos minutos que le hicieron llevar el control del encuentro. El Málaga no se dio por vencido e intentó controvertir la situación. Llegando a los últimos veinte minutos Charles enganchó una volea desde la frontal del área que salió por encima del travesaño de Adán.

El Betis encontró en Jorge Molina la réplica a la ocasión malaguista, el experimentado delantero bético ejecuto sin éxito un gran disparo a portería que acabó en las manos de un Ochoa sobresaliente. Llegaba el minuto 80 y el Málaga obtuvo la posesión del balón, Juankar que había sustituido a Chory, realizaba una internada por banda izquierda en la que fue obstaculizado. La falta sin aparente peligro fue colgada por Recio al corazón del área, así llego el gol blanquiazul tras un gran testarazo de Camacho que le ganó en el salto a Adán.

Los blanquiazules se adelantaron en el marcador cuando menos lo merecían, con un Betis que dominaba el encuentro y que era dueño y señor de los compases del partido. Un duro palo para el Betis a diez minutos de terminar el encuentro, que los dejó sin apenas margen de maniobra para intentar conseguir un empate. Aún así los de Merino tiraron de coraje y tuvieron sus últimas oportunidades. Con los noventa minutos cumplidos, Vargas centró al área y el balón golpeó en el brazo de Albentosa, Clos Gómez no señaló penalti, en una jugada que cuanto menos es muy rigurosa.

El Betis pidió un penalti que les hubiera dejado un punto más en su haber. El Málaga C.F. obtiene una muy válida victoria para la permanencia y da un paso más hacia ese objetivo. Paso que no pudo dar el Betis a pesar de llevar las manijas del partido y de ser mejor que el equipo de Gracia.

Twitter: GUILLE CASQUERO @Gcasquero13

Foto: JOSÉ EMILIO GÓMEZ @JoseEmilioGomez