Fichajes frustrados, pero no un drama

Escrito por Rafael Sarmiento. Creado en Sevilla FC

Tagged: , , ,

Carriço, Cata Díaz, Sivok, Ramis, Piris… la lista de jugadores que van dejando al Sevilla de lado aumenta y aumenta para desesperación de todos, que apenas nos podemos creer cómo es posible que le pasen estas cosas a un club como el nuestro. Todos somos conscientes de que la situación económica no es la mejor y que esta directiva ha demostrado ser bastante austera. Pero, ¿para tanto es?


De entrada, a mi me gustaría bajarla al suelo y analizar el asunto sin caer en dramatismos. Lo primero que diría es que aún falta mes y medio para que se cierre el plazo de fichajes y la plantilla está hecha a falta de un par de incorporaciones. Puede que tres, dependiendo de las salidas, pero si comparamos nuestra situación con la de la mayoría del resto de clubes, veremos que estamos muchísimo mejor.
No es que estemos bien, es que los problemas están generalizados, ocurren en todas partes, son parte de la situación en la que vivimos. Ya sé que mal de muchos es consuelo de tontos, pero yo no me estoy consolando. Estoy tratando de comprender lo que ocurre.

Por otro lado, está el problema de las salidas. Si el Sevilla quiere moderar sus costes salariales, pero ha de hacer buenas ofertas a jugadores que vengan para ser titulares (como el central o el lateral derecho), es del todo comprensible que primero se necesite deshacerse de alguna de las fichas altas para al menos, en vez de acumular otra, que sólo sea sustituirla. No sea que la primera no desaparezca, se nos una la del nuevo que ha llegado y al final estemos peor que al principio. Insisto, estamos a mes y medio del fin del plazo y el mercado lleva apenas un par de semanas moviéndose.
Lo ideal sería tener la plantilla cerrada ya, pero a veces eso no es posible con tanta premura. Y menos en tiempos de apreturas.


Jugadores como Escudé, Guarente o Romaric pueden estar cerca de salir. Son tres fichas muy altas. Seguramente, cuando se hayan ido, el Sevilla podrá acometer algún fichaje con más seguridad que hasta ahora.

Además, hoy día, el poder de las redes sociales es inmenso. ¿Quién nos dice que hace diez años no ocurría lo mismo? ¿No es posible que fuera así pero que, como no había tanta información, no nos enterásemos? No lo sé, puede que sí o puede que no, pero a veces me da por pensar que igual es algo que sucede.

Lo que quiero decir con todo esto es que de nada nos sirve perder la paciencia o ver fantasmas donde no los hay. Es cierto que la plantilla tiene carencias (lateral derecho, central y delantero centro, en mi opinión) y que lo ideal es que todos los que vayan a participar a partir de la primera jornada hagan la pretemporada al completo. Pero también lo es que raro es el equipo que consigue tal propósito. Ni ahora, ni antes ni nunca. Los cambios y retoques de última hora están a la orden del día. ¿No es cierto que el último día de plazo es cuando más fichajes se hacen? Pues eso. Que lo ideal no es tener que llegar hasta ese punto, pero, vuelvo a repetir, a falta de mes y medio para ese momento, no creo que sea como para llevarse las manos a la cabeza.

Twitter: @Ravesen_