Reyes despertó a un Sevilla que terminó goleando al Granada (5-1)

Escrito por Number 1 Sport. Creado en Sevilla FC

Bacca Sevilla FC alegría

José Antonio Reyes, que entró al terreno de juego pasada la hora de partido, despertó a un Sevilla que terminó goleando al Granada por 5-1.

Sevilla Fútbol Club: Beto; Aleix Vidal, Nico Pareja, Carriço, Diogo Figueiras; Krychowiak, Mbia; Deulofeu (Reyes, m.62), Éver Banega (Denis Suárez, m.76), Vitolo; y Bacca (Gameiro, m.85).
Granada CF: Roberto: Foulquier, Babin, Murillo, Juan Carlos; Javi Márquez (Eddy, m.13), Iturra, Fran Rico, Sissoko (Jhon Córdoba, m.68); Piti (Success, m.83) y El Arabi.
Goles: 1-0, M.23: Bacca. 1-1, M.41: El Arabi, de penalti. 2-1, M.65: Éver Banega. 3-1, M.79: Bacca. 4-1, M.89; Mbia. 5-1, M.91: Gameiro.
Árbitro: Eduardo Prieto Iglesias (Comité Navarro). Amonestó a los visitantes Roberto (m.24) y Piti (m.24) y al locals Krychowiak (m.76).
Incidencias: Partido de la decimotercera jornada de la Liga BBVA disputado en el estadio Ramón Sánchez Pizjuán ante unos 35.000 espectadores. Terreno de juego en buenas condiciones. Antes del encuentro se leyó por la megafonía del estadio un manifiesto en nombre de la LFP, el Sevilla FC y el Granada CF en el que se condenaba «cualquier acto de violencia, racismo, xenofobia e intolerancia» en el fútbol y en el que se daba el «mas sentido pésame a los familiares» del aficionado fallecido tras la reyerta de esta mañana en las inmediaciones del estadio Vicente Calderón antes del Atlético de Madrid-Deportivo de La Coruña.
El Number 1 del partido fue Jo´se Antonio Reyes.

Unai Emery presentó novedades en su once inicial obligado por lesiones y sanciones. Así Aleix Vidal ocupó por primera vez el lateral derecho mientras que Diogo repitió, como ya hiciese en el Nou Camp, en el izquierdo. Además Éver Banega salía de inicio en lugar de Denis Suárez mientras que que Vitolo y Gerard Deulofeu eran los hombres encargados de romper por la banda.
En la pizarra de Emery puede que saliese bien, pero en el campo nada de nada. El Sevilla FC realizó una pésima hora de partido sin chisma, sin garra, sin fútbol, sin… nada de nada.

Y eso que Bacca, después de una serie de rechaces dentro del área visitante logró el 1-0 a los 23 minutos de partido, pero ni con el viento de cara el equipo de Emery desplegaba sus alas ante un Granada que se presentaba en Nervión tras ocho partidos sin conocer la victoria.

Una falta sobre el delantero marroquí Youssef El Arabi al borde del área fue botada en jugada de estrategia por Fran Rico, quien cedió a Piti para que el pase de éste desde el lateral fuera interceptado por una mano del camerunés Sthéphane Mbia dentro del área.
El penalti señalado lo transformó con potencia El Arabi y puso el 1-1 en el marcador poco antes del descanso, con lo que en la segunda parte ambos equipos volvieron a empezar a buscar del triunfo.

El Sevilla FC no estaba para nada, no enlazaba jugadas interesantes, no presionaba, no creaba peligro… pero la calidad de sus jugadores podían decantar el partido a su favor. Y llegaron ocasiones para marcar, como en un remate de cabeza de Krychowiak, al que respondió bien el portero Roberto,

El partido careciá de la chispa que aportaría José Antonio Reyes cuando entró en el campo pasada la hora de partido en sustitución de Deulofeu.
Precisamente de  las botas del jugador de Utrera salió el 2-1 obra de Banega en el minuto 65 de partido.
Y también fue Reyes el encargado de servir el 3-1 a Bacca en el minuto 79 para que el delantero colombiano finiquitase el partido.

Reyes lo cambió todo por arte de magia, todo lo que Unai Emery no fue capaz de hacer ante un rival muy inferior.

Posteriormente cuando el partido ya llegaba al final, Mbia logró el 4-1 tras un gran cabezazo a centro de Gameiro, y precisamente el delantero francés, ya en la prolongación, puso el 5-1 definitivo en el electrónico.
¿Mejoría del Sevilla FC maquillada por la mágica aparición de Reyes?, en Vallecas tendremos ocasión de comprobarlo.

Twitter: @Number1Sport

Foto: QUICO PÉREZ VENTANA @perezventana